Cala Luna

press to zoom
press to zoom
1/1

¿Puede guardar un secreto?

Está seguro ?? ¿¿Confío??

Ok vamos.. Te cuento... ¿Sabes que las playas de Cerdeña están entre las más bonitas del mundo?

...?

¡Tienes razón! No es un secreto en absoluto, al contrario… Ya hemos dicho en otras ocasiones que a veces el hecho de estar asociado únicamente con el mar y las playas nos entristece un poco, sobre todo porque nuestra isla tiene tantas otras maravillas que ofrecer. . Sin embargo, es innegable que las playas son uno de nuestros principales motivos de orgullo y, en las últimas décadas, nos han permitido ser conocidos en todas partes.

Cuando viajas al extranjero y hablas de paraísos costeros, siempre sale el nombre "Cerdeña". Obviamente no es una coincidencia.

Nuestra costa ofrece infinidad de paisajes marítimos, caracterizados por diferentes tipos de playa y mar: desde las finísimas arenas blancas como la leche hasta las rocas plateadas que recuerdan a las antiguas minas, desde el verde del agua más claro y transparente hasta el turbio azul de la noche. Todas las playas, en su mayoría no contaminadas y que, en algunos casos, alcanzan varios kilómetros de extensión.

Por eso no es de extrañar que sean apodadas "perlas del Mediterráneo". Hablamos de playas a las que se puede llegar cómodamente desde las playas de la ciudad, oa través de senderos de trekking o bicicleta de montaña que atraviesan paisajes naturales desconocidos; de nuevo, encontramos calas accesibles únicamente desde el mar o cuevas accesibles a través de antiguos caminos excavados en la roca. En resumen, hay literalmente algo para todos.

Y hoy quiero hablaros de una de las maravillas del Golfo de Orosei y, sin duda, de todo el Mediterráneo: Cala Luna .

Estoy de acuerdo contigo: el mero hecho de pronunciar el nombre nos devuelve a un lugar misterioso y protegido; un mundo aparte, aislado y escondido. Y esto es todo: Cala Luna es una cala creada por la madre naturaleza o por las propias hadas, que han tenido a bien salpicarla con más de 800 metros de arena fina y dorada, acariciada por un mar cristalino y un tono azul que recuerda al cielo. sí mismo. Caracterizado por un fondo marino que permite, en sus primeros metros, paseos encantadores para los amantes del sol y la relajación, pero que a los pocos metros gana profundidad, para dar paso a aguas tan transparentes que permiten ver a sus habitantes marinos sin el menor problema. : un "must" para los amantes del snorkel.

Sería una obviedad decir que parece estar en una playa de Baleares o de Indonesia, pero no queremos ser baladíes, y no necesitamos estas comparaciones, porque es una cala única. Y también quiero explicar por qué… Hasta ahora hemos hablado de su playa y de su mar, pero eso no es todo: Cala Luna también se caracteriza por la presencia de numerosas grietas en la roca que asemejan pequeñas cuevas por donde puedes desaparecer.

 

Esta "timidez" -si queremos llamarla así- ha permitido que la playa de Cala Luna siga siendo un rincón del paraíso aún hoy, ya que la única forma de admirarla y vivirla es cruzando el mar (a menos, claro, que no No quiero sumergirme en una excursión caracterizada por caminos estrechos y subidas inaccesibles que sin duda merecería la pena, pero que sin embargo no me apetece recomendar a todo el mundo).

 

Sólo el arduo camino necesario para llegar a él a pie y sus paredes rocosas de más de 300 metros de altura que caen en picado al mar, había hecho que los antiguos pastores la llamaran "Elune" (del dialecto nuorense). Seguro que tú también habrás llegado allí: con casi 8 horas de caminata, fue como ir a la luna.

En cualquier caso, la fama de Cala Luna se debe a la película de 1974 Arrastrados por un destino insólito en el mar azul de agosto. A partir de ese momento, muchos turistas han perseguido esta mágica cala para poder verla con sus propios ojos, pero afortunadamente esto no les ha impedido salvaguardar su belleza natural y mística.

Hoy sigue representando un hito de nuestras costas y por ello, en Gioia Sarda, nos vimos en la obligación de dedicarle un anillo igualmente fantástico:

Anillo sardo Cala Luna